Publicado el septiembre 24th, 2013 | por wisewisdom49

Hablando de…No se aceptan devoluciones. El humor barato de Televisa

Por mera curiosidad, asistimos al estreno de la película mexicana No se aceptan devoluciones (2013), protagonizada, co-escrita y dirigida por el comediante Eugenio Derbez (Ciudad de México – Septiembre 2, 1961).

De acuerdo al periódico El Universal, la cinta se ha convertido en la película mexicana con mejor apertura en su día de estreno, con 750 mil espectadores y una recaudación mayor a los 31 miilones de pesos.
 
Hablandode.com ha asistido con la ligera esperanza de que haya cambios en las temáticas de la empresa de telecomunicaciones más importante de Iberoamérica, TelevisaDerbez es la punta de lanza de la comicidad en la televisora de San Ángel.

Como cómico es bastante mediocre, muy predecible, compitiendo siempre con la inteligencia de Andrés Bustamante y el ahora colega de trabajo, Victor Trujillo con su personaje Brozo.
 
La historia, intentando ser comedia, es muy plana, llena de lugares comunes y con el humor barato acostumbrado de Eugenio Derbez. Empezando por el nombre del protagonista, Valentín Bravo, se establece una relación cantinflesca. El famoso mimo mexicano, Mario Moreno Cantinflas, siempre daba a sus personajes el nombre adecuado para el título de sus películas.
 
Valentín Bravo es un niño acapulqueño, al que su padre educa a través de la valentía, de no tenerle miedo a nada. De ahí surge un adulto con una cantidad pasmosa de conquista de mujeres, sobre todo turistas norteamericanas. La historia se centra en una supuesta hija del protagonista, Maggie (Loreto Peralta), producto de una relación con la estadounidense Julie (Jessica Lindsey).
 
De ahí viene el clásico rollo del comediante, lleno de sensiblería e intentando siempre conmover a los espectadores. Derbez, nos parece mejor actor que cómico. Actuando en los momentos de seriedad es más convincente.

Existen en la cinta rasgos de racismo, cuando Valentín Bravo le comenta a Maggie (blanca de ojo azul): “…El punto es que si vas a México puedes ser la envidia de 100 millones de mexicanos chaparritos y prietitos…” 
 
Sala llena. El público festeja la historia y el humor de Eugenio Derbez. Se puede ver la cinta taquillera, como mero entretenimiento, sin embargo hay mejores filmes en la cartelera.

Hay que aprovechar mejor nuestro dinero.


Acerca del autor

wisewisdom49



Nos interesa tu opinión:



Back to Top ↑